Césped sintético: una opción distinta.

Césped Artificial en México

Decoración de exteriores

¿Qué es el césped sintético?

Llamado usualmente como pasto artificial, y en otras ocasiones como, césped sintético o hierba artificial; el césped sintético es un conjunto de fibras confeccionadas con plásticos y/o más componentes sintéticos que en conjunto forman una capa o moqueta que se asemeja a la grama o césped natural.

Es usual notar la utilización de césped sintético en aquellos casos en los cuales el ambiente en donde se busca poner grama no posee las condiciones para implantarlo en su estado natural (ya sea porque no hay contacto con la tierra o existe posibilidad de filtraciones u otros problemas estructurales para la construcción que se quiere adornar).

También hay personas que deciden tomar ésta alternativa en contraste con el césped natural porque colocar césped sintético brinda una serie de beneficios que ayudan a ahorrar todos los gastos que supondría colocarla natural, tales como el mantenimiento con riego contante, podar el césped, fertilizar la tierra, desparasitar las plantas, entre otros.

El césped sintético en uso

            Estadios de juegos deportivos son los lugares más comunes a los cuales se implementa la utilización de césped sintético dados sus múltiples beneficios y ahorro, por lo cual es cada vez más común que se utilice pasto sintético para baseball, futbol, softball y otros deportes cuyo adecuado desempeño depende en gran medida del estado de la grama, sobre todo durante la sequía.

El uso del césped artificial no se ha limitado a espacios exteriores de oficinas o estadios deportivos, también hay muchas personas han decidido introducir la tecnología del pasto sintético en sus hogares o negocios comerciales, dándoles un agradable toque verde y alegre a las fachadas de dichas infraestructuras.

Para comprar el mejor césped sintético, éste debe contar con resistencia a factores externos en condiciones secas, húmedas y mojadas; retención del calor en tiempos de sequía; dureza tipo suave; reducción del brillo (puesto que, después de todo, se trata de plástico) y un firme arraigo a la superficie que sirve de base.

Cerraduras electromagnéticas

Entre los tipos de cerraduras que pueden mencionarse como medio de seguridad en un sistema de defensa pueden llegar fácilmente a éste tipo de clasificación.

Fuera de lo general que se dice, las cerraduras son elementos indispensables de seguridad, la cerradura presenta en la actualidad un gran número de variantes, cada una asociada a distintas tecnologías puesto a que la cerradura electromagnética, se llega a utilizar como medio de apertura en lugares donde la entrada debe ser limitada o de control de acceso.

Uno de los ejemplos que se debe tener es en una empresa, donde en la recepción, ante el sonido del timbre y contesta; si la persona que se encuentra en la entrada puede recibir autorización para ingresar éste dispositivo se activara permitiéndole el paso.

El funcionamiento como tal de la cerradura electromagnética cuenta con dos principales piezas, por un lado electroimán, y por el otro lado una lámina metálica llamada pieza móvil o pieza polar. El electroimán se coloca en el marco de la puerta, trabaja como imán en la medida que circule corriente por su bobina y cierra la puerta; al dejar de recibir corriente eléctrica permite la apertura de la misma puerta. En la mayoría de estas cerraduras electromagnéticas son del tipo “Fail Safe” lo que lleva al significado que se mantiene cerrada solo mientras exista corriente eléctrica a diferencia de los otros tipos de cerraduras eléctricas que funcionan del modo “Fail Secure” las cuales funcionan de modo contrario cuando no hay electricidad éstas se mantienen cerradas.

Por lo que las cerraduras electromagnéticas se recomiendan y se toman a consideración es para ser usadas en puertas internas que no requieran grandes niveles de seguridad aunque siempre se recomienda que los sistemas de control de acceso que se va a utilizar tenga una fuente de energía de respaldo como un UPS o baterías.

¿Cómo reclamar los bonos convertibles?

 

Cuando hacemos referencia a los bonos convertibles de cierta entidad financiera, hablamos sobre un producto del tipo financiero que se comenzó a comercializar hace mucho tiempo atrás, de hecho, hasta se les ha puesto fecha de vencimiento en algunas de las instituciones. Como su naturaleza, tenemos que era una obligación o un contrato por medio del cual era posible invertir un principal, todo con la condición de que en un futuro se terminarían convirtiendo en acciones a cierto precio fijo al momento de su contratación. Este tipo de bonos convertibles es algo que no conocen bien muchas personas en todo el mundo, y por eso es importante buscar información acerca de la reclamación de bonos convertibles, algo que dependerá de cada institución bancaria de la que estemos hablando.

¿Por qué se pueden reclamar los bonos convertibles en alguna entidad?

Si en algún momento te han llegado a vender bonos convertibles en forma de depósito simple, o a un plazo fijo, o también en forma de inversión en la cual te daban la seguridad del valor que estabas invirtiendo, entonces es posible declarar una nulidad en ese tipo de contrato. En realidad, no estamos hablando de un deposito ni tampoco de algo a plazo fijo.

Estos en realidad son bonos que se consideran como un producto que tiene un riesgo muy alto, puesto que, al no lograr superar los test de conveniencia e idoneidad, pueden llegar a suponer la nulidad de la compra de los mismos.

¿Quién puede reclamarlos?

Cualquier persona jurídica o física que tenga la opción de haber suscrito sus bonos en el banco tiene la opción de poder reclamar. No hay una posibilidad de mediar por medio de un banco en algunas ocasiones, y esto lo que indica es que solamente se podría ejecutar por la vía judicial (si este fuera el caso)

 

 

Conoce algunos ejercicios para enseñar inglés a los chicos en casa

 

Lo ideal para que un niño aprenda un segundo idioma es que en su cabeza ancle directamente todas y cada una de las cosas que conoce hacia este idioma, no como ocurre en el caso de las personas que ya tenemos un idioma natal y queremos aprender un segundo, pues lo que hacemos es intentar traducir del idioma que ya conocemos hacia el otro; la manera de hacerlo correctamente con los niños es que aprendan a relacionar objetos, ideas e iconos con los sonidos de la pronunciación de los nombres de dichos objetos y te daremos una forma interesante de hacerlo.

Aplicaciones de juegos para niños

No podemos evitar asegurar primero que lo mejor es que desde pequeños a tus chicos los inscribas en una guardería en Madrid con inglés, donde son expuestos a un medio ambiente en el que se habla por completo dos idiomas; independientemente si lo haces o no, también está esta forma de enseñarles o de afianzar más el aprendizaje que tienen durante el día y descargar aplicaciones en tu smartphone, como por ejemplo English For Kids, donde los niños pueden aprender poco a poco las palabras por medio de colores llamativos en los dibujos y también actividades que pueden realizar, algo que hoy en día le encanta a los pequeños.

El vocabulario básico que aprenden es el mismo que aprenderían en español, los números del uno al 10, objetos de uso cotidiano, los colores y poco a poco avanzando hacia otras cuestiones, como los objetos de la casa, de la escuela, animales y hasta llegar, estando bastante avanzados y cuando el niño conozca perfectamente todas las anteriores, a empezar a conocer algunos verbos, aunque ya tiene que tener la idea bien concreta de varios de los que se utilizan día a día, como dormir, jugar, comer y otros.